Viaje a través del sistema solar (Estrellas y el sol)

En esta primera entrada del 2019, sobre temas de “ciencia, tecnología y/o medicina practica”, quiero empezar con un resumen de fotos y datos en síntesis del viaje del Voyage y difundidos en un libro francés “Voyage dans le Systeme solaire” (*) que tiene muchas fotos sobre el espacio hace un par de décadas; donde ya los sistemas fotográficos tenían un buen nivel de desarrollo tecnológico; ademas esto me sirve de prueba en el traslado de algún blog de Blogger a WordPress.

La idea final es dar una mirada al espacio de una manera real tal como se ve o es. Este tema se puede tocar desde varios ángulos y este es uno de ellos. Empecemos:

Los humanos en tiempos antiguos pensaban que la tierra era el centro del universo y el sol, la luna, mercurio, venus, marte, júpiter y saturno giraban alrededor de la tierra envueltas en esferas cristalinas.

Para el ojo humano , los planetas no eran mas que simples puntos de luz en el cielo de diferentes brillos y color. Las personas de aquellos tiempos antiguos creían que dichas visiones representaban o eran sus dioses.

Desde el año 2000 no hay duda de que los planetas son otros mundos de los cuales cada vez conocemos mas detalles, tanto fotográficos como físicos.

SSV (10)SSV (11)SSV (12)

Aunque la ciencia puede haber removido la magia y y la divinidad de los planetas en el sistema solar, y haya eliminado el misterio detrás del perpetuo movimiento de los cielos, por otro lado, ello significa que esos mundos se han convertido en mas reales, mas vibrantes; aunque impredecibles. El sistema solar tiene una historia que abarca mas de 4.5 billones de años.

Mas allá de la dispersión de estrellas en la constelaciones vemos que ella se mueven a distancias increíblemente lejanas y algunas galaxias tienen mas de 100 billones de estrellas las cuales forman delicados brazos en forma de espiral como el resultado de un lento movimiento de rotación de sus satélites.

En algunas fotos es interesante ver la forma que adquieren según el proceso en que se encuentren. Por ejemplo, una de las ultimas fotos de arriba se descubrieron en 1992, mediante el telescopio de Hubble quien detecto una “especie de pequeño huevo” en la nebulosa  de Orion la cual estaba en proceso denso, caliente y luminoso. Los objetos de masa estelar que incluyen las nubes de hidrógeno y helio, pueden ser protoplanetas, es decir, pequeños planetas en proceso de formación. 

Las fotos del sol de abajo, podemos ver en primer lugar la actividad del sol tomada desde el observatorio de Sacramento (New Mexico) en 1998. 

La composición química de la mayoría de las estrellas es 70% de hidrógeno, 28% helio y 2% de átomos pesados, tales como carbón, nitrógeno, oxigeno, neón y hierro.

Las condiciones físicas a las cuales el sol esta sujeto depende radicalmente de su profundidad. En el centro de la estrella (el Sol) la temperatura es cerca de 15 millones de grados celsius y su densidad  es de 150, es decir, un litro de material  del centro del sol llevado a la tierra puede solamente pesar 150 kilos. Comparando con un litro de oro en nuestro planeta ello pesa 20 kilos.

La temperatura del gas alrededor de la superficie del sol alcanza los 5500 grados celsius en la fotosfera, alrededor de 700,000 kilómetros del centro del sol.

El sol tiene algunos sitios donde hay una poderosa actividad magnética en el orden de varios millones de gauss, lo cual es miles de veces el campo magnético de la tierra.

Por mas de 4 billones de años el flujo de la radiación ha permanecido prácticamente constante, tiene la apariencia de ser un reactor nuclear muy bien controlado; aunque en los mecanismos del sol hay ligeras variaciones; pero en los últimos anos han aparecido dramáticos cambios en el sol. 

El sol puede no continuar proveyendo luz y calor  al sistema solar como lo ha hecho en los últimos 4 billones de años. 

La propiedades de los gases del sol están cambiando, después de 4.5 billones de años, el sol empieza a empobrecer el hidrógeno y enriquecer el helio. Ello podría ocasionar, en 4 o 5 billones de años, según los expertos, en que el centro del sol se convierta el hidrógeno, casi completamente, en helio, lo cual haría que la energía nuclear disminuya.

Esta contracción haría que la nueva temperatura y presión ocasione nuevas reacciones nucleares. En unos 100 millones de grados celsius, el helio se puede convertir en carbón y en 200 millones de grados celsius el helio y el carbón se convierte en oxigeno. Todo esto ocasionaría que el sol se convierta en un cuerpo gigante, excediendo sus 100 millones de kilómetros de diámetro. 

La situación arriba expuesta es algo irreversible, es decir que nuestro sistema solar se autodestruya en unos 5 billones de años mas y luego los restos de ello serán las semillas para una futura generación de nuevas estrellas; aunque hay una real posibilidad de que los humanos mismos destruyamos nuestro planeta por la falta de control y/o limites de la contaminación ambiental (cambio climático) o nos enfrasquemos en una guerra nuclear.

También hay la posibilidad de la aparición de algunos desastres naturales, de proporciones gigantescas,como terremotos, erupciones volcánicas, tsunamis o que nos matemos entre nosotros poco a poco (guerras o conflictos sangrientos constantes) como ocurre actualmente en varias regiones o países de nuestro planeta tierra.

Hasta siempre.

Carlos Tigre sin Tiempo (CTsT=CVP)

 

(*)= “Voyage dans le Systeme solaire” escrito por Serge Brunier en 1993 (Francés), luego actualizado y traducido al ingles en 2002.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s